La importancia de Superman

Por Isaac Ruiz

El pasado 12 de junio se celebró el día de Superman, día que inició en la misma fecha del año 2013, como una estrategia de publicidad para la película de Man of Steel, además de que se cumplían 75 años (en ese momento) de la primera aparición de Clark Kent en los cómics.

Sin embargo este día funcionaría como una conmemoración del superhéroe original, el parteaguas de lo que se convertiría en una industria prolífera, quien nos marcaría año con año compartiéndonos valores de libertad justicia y la esperanza por un mejor mañana a todo el mundo.

Desde el ámbito editorial el hombre de acero fue el parteaguas de toda la industria, sin él los héroes clásicos como Batman o incluso algunos más lejanos como el Captain America no podrían existir, ya que los cómics en ese momento poco o nada tenían de lo que hay en estos años, es decir hombres en mallas que luchan por lo que es correcto.

Hablando desde otra perspectiva, los valores de Superman que Jerry Siegel y Joe Shuster nos brindaron han pasado y han sido de ayuda para muchas personas a lo largo de los años, probablemente en menor medida, pero todos en algún punto sentimos que todo lo bueno, todo lo justo debía ser defendido.

Gracias a los valores que estos dos hombres judíos nos brindaron como una metáfora de alguien que intenta hacer cosas buenas, buscando marcar la diferencia y encajar en el mundo, son, sin duda, algunos de los mas grandes regalos que nos ha dado el universo de las viñetas.

Los valores de Superman han sido usados para enfrentarse a cualquiera que sea injusto y malvado.

En Superman Smashes The Klan, tenemos una de mis historias favoritas, donde un Superman algo novato le propina lecciones a base de patadas y puños al grupo de odio más cobarde, repulsivo y vil que ha existido en este continente, el KKK.

Gene Luen Yang, juega muy bien con los valores del personaje y el como este defenderá a cualquiera que no pueda defenderse por si mismo. Esto inspirado por la radionovela de Superman que literalmente expuso al KKK, como uno de los grupos de odio más horribles que han existido, pero esa tal vez sea historia para otro día.

Y por último me gustaría hablar de la vez que Superman salvó a alguien del suicidio: hubo una persona quien pasaba por días muy malos, sientiéndose muy mal y que, gracias a una viñeta muy famosa, se pudo salvar. Las palabras del hombre de acero, más las emociones que esta persona sentía lo hicieron reflexionar y le ayudaron a comprender su vida.

Por último, quiero recordar que Superman no es un héroe realista o reaccionario, no es alguien que sea como nosotros, es a quien debemos aspirar a ser, preocupándonos por todos y tratando de hacer, cada uno a su manera, un mundo mejor.

Deja un comentario