Alanis Morisette: vivencias e ironías.

Por Kevin Alcaraz

Escribir, componer y crear suele ser tan vital para algunos como respirar; hacerlo sin rodeos, adornos o diminutivos, siempre se agradecerá; convertirse así en la estrella femenina más condecorada en las listas semanales de Billboard, resulta algo extraordinario; luego, no dejarse arrastrar por el éxito e ir por la vida sin tanta fanfarria, pues es cuando menos sensacional. Todo esto describe parcialmente a una de las figuras musicales más influyentes de todos los tiempos, y quizá la más definitoria de la generación noventera.

Alanis Morisette: vivencias e ironías.