“Vivo o muerto, vendrás conmigo”. RoboCop y la predicción del futuro próximo.

Por René Laphond

¿Quién diría que en aquel lejano 1987, cuando se estrenaba RoboCop en cines, la distopia futurista de Detroit se volvería realidad años después? Esta visión del futuro era un poco menos sombría que Blade Runner y menos drástica que Terminator, pero cumplió con predicciones que nos parecían inalcanzables cuando éramos unos niños viendo una película Clasificación R como se hacía en los viejos tiempos.

“Vivo o muerto, vendrás conmigo”. RoboCop y la predicción del futuro próximo.