“The White Lotus”, lo sencillo también funciona.

Por Ery Zur Werra

La nueva serie de HBO va por su segunda temporada. Hermosos hoteles, hermosos paisajes y grupos con muchos secretos. Entras al resort, pero no sabes si salís.

Una de las grandes sorpresas del 2021. Desarrollada por Mike White, es una comedia negra, que a lo largo de sus capítulos nos va contando las vivencias de un grupo de turistas que se hospedan en un complejo vacacional.

Lo único que tienen en común, es el hotel, todos son desconocidos entre si y los motivos por los cuales viajaron son distintos.

Esto se repite en ambas temporadas, sólo cambiando de locación. Primero Hawaii, luego Sicilia – Italia.

La primera temporada consta de 8 episodios y en cada uno de ellos conocemos el universo particular de estos huéspedes.

Tenemos a una pareja de recién casados, una multimillonaria que viajó con las cenizas de su madre y un matrimonio con sus dos hijos adolescentes.

Vemos en pantalla a actrices como Jennifer Coolidge, Sydney Sweeney y Alexandra Dadario.

A lo largo de su estadía vamos conociendo y develando secretos internos a orillas del paraíso.

En la segunda temporada repiten la formula e incluso nos volvemos a encontrar con el personaje de Jennifer CoolidgeTanya McQuoid” (único nexo entre ambas entregas), ya que el resto del elenco no se repite.

Para tomar dimensión de lo bien recibida que fue esta serie, tengamos en cuenta que había sido concebida como una ficción limitada de una sola temporada, pero su innegable éxito llevó a HBO a renovarla como una serie antológica, dando luz verde a una segunda parte e incluso, a una semana del estreno, ya confirmaron una tercera.

A primera vista es una serie simple, sin complejidades, que nos pasea por distinguidos escenarios. Pero su simpleza es su  genialidad, porque a medida que avanzan los capítulos, queremos saber más de cada grupo de protagonistas, nos interesa conocerlos y saber qué están escondiendo o que cosas les va a de parar el viaje. Cada episodio nos deja pequeñas migajas que, como “Hansel y Gretel”, vamos recolectando sin parar.

La finalización de cada capítulo, nos deja una pequeña incógnita para que queramos seguir avanzando, además tenemos que descubrir el misterio mayor, que es con el que abre cada temporada y que realmente hasta los minutos finales, no lo vamos a saber. Podremos sospechar, pensar, analizar, pero de seguro no damos con la resolución.

Esto se mantiene de manera perfecta en toda la serie y hasta se podría decir que la segunda parte es superior en el impacto final.

También hay que destacar a los elencos, cómo se complementa cada grupo y cómo logran interconectar todas las historias con detalles.

Ganadora de 12 premios Emmy, solo queda aguardar que destino paradisiaco nos depara por tercera vez y que historia de esta última temporada será retomada. Sabemos cuál queremos nosotros.

¿Y ustedes? ¿Ya vieron The White Lotus?

Deja un comentario